Proyecto Guarida

2016
Metepec, Estado de México
Un espacio inspirado en un muy personal estilo de vida. Representa a alguien que vive lo cotidiano de forma extraordinaria.

El equilibrio integral, que buscamos en esta propuesta de diseño, consistió en balancear la afición por el arte y el amor por la aventura de un hombre de mundo, educado y con buen gusto.

Simple balance

Usamos materiales básicos como el acero, el corcho y la madera, para las estructuras que envuelven las habitaciones y otorgarle mayor relevancia a la meticulosa selección de piezas de diseño como las lámparas y las obras de arte que colecciona el propietario.

Juego neutral

Diseñamos áreas para disfrutar de momentos recreativos, que evocan el espíritu lúdico, pero sin ser aniñados, y también áreas en las que objetos de estilo retro hacen guiños a épocas del pasado, con un toque fresco y elegante.

Luces y sombras

Todos los detalles armonizan sobriamente con una paleta de colores neutros y juegan con el trabajo que realizamos con la luz natural y artificial el cual, adquiere movimiento durante el día y fluye conforme avanzan las horas creando formas, líneas, destellos y reflejos sobre los muros de distintas texturas y los objetos que están dispuestos en cada una de las habitaciones.

Detalles distintivos

El carácter personal del proyecto destaca por elementos sorpresivos que irrumpen la sobriedad con acentos de color en piezas de decoración, el mobiliario o las estructuras que dividen las áreas del lugar. Cada zona se distingue por su funcionalidad sin dejar de ser congruente con el conjunto.

Para estar

El salón invita a permanecer, a conversar, a apreciar cómodamente las obras de arte o a pasar un momento agradable en compañía de un libro. La elegancia y el confort son los ingredientes principales de este espacio cobijado por la abundante luz que entra desde las amplias ventanas que se encuentran a espaldas del sofá.

Para degustar

El comedor está muy bien organizado gracias a las dimensiones de los muebles que lo convierten en una zona fluida y acogedora; igualmente recreativa a la vista pues sigue en juego las texturas y colores de los muros, la calidez del piso y los detalles lujosos que rematan con una gran pieza de arte sobre un discreto mostrador.

Para compartir

El espacio destinado al entretenimiento grita la palabra estilo. Los elementos que lo integran recuerdan esos espacios adaptados improvisadamente para pasar ratos con los amigos, pero en este caso, nos encontramos con una meticulosa elección y disposición de cada elemento. Desde todos los puntos hay una visibilidad de la pantalla de TV. El gran sillón es espacioso y lo suficientemente confortable para ver los solemnes eventos deportivos, el icónico futbolito es una manera muy cool de entretenerse y remontarse al pasado y el bar es sinónimo de elegancia y funcionalidad.

Para crear

La cocina tiene un perfil muy masculino, igual de sorprendente por su impecable composición, líneas simples y colores neutros. El pasado se actualiza en piezas que, aunque tienen un diseño retro cuentan con todos los beneficios de la tecnología. En este espacio también está presente la diversión y la creatividad para preparar una comida rápida o consentir a los invitados con un sofisticado menú.

Personal

Los espacios destinados a lo individual no pierden la línea sobria con toques inesperados. Confortable, lujoso y divertido siguen siendo las notas que predominan en el dormitorio y el baño. El estilo industrial se hace presente con los muros de ladrillo y las estructuras de acero. Los contrastes se crean a partir de la materialidad; de las transparencias inusuales de la reja que divide el dormitorio y el cristal del espacio de la regadera la cual, adquiere privacidad mediante una gran cortina.

Marcas utilizadas Axor, Hansgrohe, Flos, Diesel, Porcelanosa, D’KitchenStudio, Tapitodo, RS Barcelona, Vitra, Alessi.